Democracia

Democracia

El medio y modo escogido para el ataque del virus era perfecto. A través de las antenas de televisión. Se integraría en las ondas, llegaría cada vez a más personas y el contagio se produciría casi de inmediato. Cinco segundos de exposición al medio durante varios días eran suficientes.

Los síntomas se harían cada vez más evidentes: apatía, desconexión de la realidad, falta de atención, incapacidad para hilar pensamientos, para preguntar o cuestionar…

Cualquier suceso que no fuera banal  sería inmediatamente bloqueado , degradado, olvidado…

En unas semanas  iniciaremos la campaña electoral más fácil de toda la Democracia.

Carmen Fabre

Micro ganador de Gigantes de Liliput, tema “Antenas”

Entradas relacionadas

Si hubiese hecho caso…

Si hubiese hecho caso…

Audiencia real

Audiencia real

…sin pecado concebida

…sin pecado concebida

Órbitas divergentes

Órbitas divergentes

Publicar un comentario

Tu email no será publicado. Campos obligatorios

*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>